Por Jose Alberto García Mediavilla.

En una mañana fresca nos fuimos encontrando  en recoletas, saludando a la gente que ya hace que no les veía  ni los se y conociendo a nuevos compañeros. Comentando lo que se nos venía encima así como recordando las etapas de hace 5 años, cargamos las bicis en el remolque del bus y para dentro que en este viaje nos ha llevado Fernando. Echando en falta a compañeros que no olvido.
 
Salimos de Burgos con dirección a nuestro destino de Somport y antes de llegar a Pamplona paramos a recargar un poco las pilas con un cafetito y estirar las piernas  para continuar viaje hacia la aventura que se nos avecinaba. Llegamos a Somport  y las vistas que allí nos encontramos nos dejo atónicos, nos maravillo, no hay palabras para describir tal paisaje. Nos hicimos las fotos reglamentarias del grupo aun lado y otro de la frontera y el gran maestro Santi a las manos de su dulzaina nos deleito como en los grandes acontecimientos con unas canciones y ya listos dimos la salida, alguno bajo por la carretera.
 
Nada más empezar fuimos viendo que esta etapa iba a ser muy bonita pero que los de las bicis nos tendríamos que salir del camino por los desniveles y continuarlo por la carretera para más adelante unirnos con nuestros compañeros. Bajamos por escaleras, por bajadas de piedras montados en la bici y saltando a tierra que nos íbamos de morros por tal  motivo, y los corredores iban como las cabras de risco en risco. Les perdimos de vista en varios puntos ya que tuvimos que salir a la carretera en varias ocasiones, volviéndonos a reagrupar y seguir por el camino. Nos hicimos unas fotos de postal con unas vistas de fondo a nuestras espaldas que te quitan el hipo, seguimos por el camino volviendo tener que abandonar el camino y seguir por la carretera y esperándolos en un punto notamos que la rueda estaba pinchada y nos pusimos manos a la obra para repararla José Luís y yo, sacamos el alambre de la cubierta que fue la autora del pinchazo y montamos la rueda con una nueva cámara y nuestra sorpresa cuando vamos a dar aire a la rueda y las 2 bombas no funcionaban (me mordía las uñas ya que en casa deje 3 ó 4 que funcionan) le dije a José que bajara él que no quedaría mucho para canfranc y ala andando hasta Canfranc, allí un amable francés nos dejo una bomba de mechero de coche inflamos la rueda le dimos las gracias y a la caza de nuestros compañeros que les alcanzamos en la salida de Canfranc.
 
Nos reagrupamos  y continuamos el camino era pedregoso ( bueno era una cantera esparcida), con la bici tuvimos que echar el pie (a piedras) muchas veces y la concentración de piedras era tan grande  que como te despistaras podías dar con tus huesos en las piedras y saltar de la bici nos toco unas cuantas veces por quedarse trabada la ruedas en las piedras. Llegamos al último avituallamiento con el bus en Villanua y nos fuimos quitando ropa ya que hacia bastante calor, una vez bebido y reponer fuerzas continuamos , ya el camino era una autopista y fuimos devorando los kms, los kms iban pasando factura a los corredores y aun y todo se les veía con muchas ganas  y no desistían en su empeño. Íbamos y volvíamos para ver si necesitaban algo de beber nuestro compis y hacerles compañía.
 
Llegamos a castrillo de Jaca y bebimos de la fuente que nos supo a gloria y les dejamos y media vuelta y para arriba para acompañar a los que quedaban más rezagados. Ya llegando al bus en un alarde cirquense volé por encima del manillar y poniéndome de pie de un salto como un gato, enseguida vinieron a ver  que tal estaba y no sufrí ni un rasguño ni na de na , una anécdota para contar y es que lo que lo que no hice en  las piedras con el peligro que tenían, lo hago de parado. Subimos al bus y para Jaca, ya allí nos duchamos y los primeros por ser uno valientes se ducharon con agua fría, hasta que descubrimos el grifo del agua caliente, mientras el gran Santi nos armonizo la espera con unas canciones y ya todos tan contentos y duchaditos pasamos al comedor y ya allí comimos como lobos hambrientos y que nos supo de maravilla.
 
Una vez comido salimos al bus y allí Santi toco un poco más para despedirnos de Jaca y para Burgos que había prisa ya que se nos acababa el limite de las 15 horas del bus y ya no paramos hasta Burgos llegando a Recoletas en tiempo y no hubo de cambiar de conductor y ya allí nos despedimos hasta la siguiente etapa.
 
Ha sido un placer y un honor hacer esta etapa con vosotros y me lo he pasado de cine en las bajadas con la bici, no me queda nada que despedirme  y que los lesionados se recuperen en breve.
No me despido sin antes saludar a toda la familia tragaleguas y deciros que es un placer correr y andar en bici con vosotros y que es un lujo para mí tener vuestra amistad, nos vemos pronto y que la gente se anime que se lo pasara de cine. Un abrazo para tod@s.
 
 

Noticias relacionadas:


CROSS DEL CRUCERO 2016

Por José Alberto García Mediavilla Este domingo se ha celebrado el ...

I MEDIA MARATON "HAZLA DEL TIRON"

Por Jesús Andrés. Tirgo acogió ayer la segunda marcha 'Hazla del ...

I TRAVESÍA NOCTURNA DEL BOLETUS

Por Jesús Andrés. Multitud de carreras se hacen en España, hoy ...